Los lentes rosados.

No se puede tapar el sol con un dedo, pero con unos “lentes rosados” SÍ. Hay enamoramientos verdaderamente enceguecedores. A veces se llega a idealizar tanto a una persona que compramos sus propias farsas y disfraces. Siempre se ha dicho que “no hay víctima sin victimario” ….así como no hay Ególatras sin aplaudidoras, Inmaduros sin “mamitas” o Narcisistas sin aduladoras.
Yo he sufrido de ceguera rosada, de creerme el cuento que me vendían porque funcionaba con mis propias adicciones. El ver lo que mi “Pinky perfect” quería ver, que era lo que ellos mostraban, la cara visible, la bonita, la aceptada. Todo encaja para ellos y para ti. Yo he pasado años envuelta en humo rosado con diferentes personajes. No todos parejas: Hay amigos, jefes, socios, trabajos, familiares que están bajo el hechizo.
Hasta que llega un día feliz donde eres valiente, un día único donde despiertas y la realidad muestra los grises, las sombras, las otras caras, lo oculto ante la fachada del amor de algodón de azúcar. Ese día te haces grande. Ese día te decepcionas, te miras un instante pensando ¿No pude no verlo antes? …todo tiene sus tiempos y sus “para qué”, no te juzgez.
Lo que si te puedo decir es que cuando te quitas absolutamente los entes rosados, respiras como nunca antes, y agradeces….ese día llega tarde o temprano, pero siempre llega.

Evlin

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s