Lena Yau: “No soy interesante. La mujer canalla, sí.”

yau-elena_lisbeth-salas

Lena Yau. Foto Lisbeth Salas

Lena Yau respira poesía. Pasando por cualquiera de sus libros hasta sus estados de Facebook. Te enganchas enamorado de cada historia o de los sueños que tuvo la noche anterior, porque también los comparte. Es un placer leerla, en todo lo que escriba, así sea un email.

“Lo que contó la mujer canalla, es el título del poemario publicado en Venezuela por Editorial Kalathos.  Los poemas de este libro son un camino de regreso. La vuelta a la cuna (Caracas), al país que se observa a veces desde una meseta sin mar (Madrid) , a veces desde una isla con islas (Lanzarote), a veces desde lo que sueña la amanuense de la mujer canalla (Isla Oniria).

El extrañamiento y la melancolía por lo dejado llevan a la autora a construir un país lingüístico, Venezuela, la que fue, la que está, la que vendrá. Escribir a la tierra para que siga existiendo. En Lo que contó la mujer canalla la montaña y los horizontes tienen un valor doble y contradictorio: arraigo y fuga, refugio y desamparo, cara y envés, amor y desamor, abstinencia y erotismo. El libro es retorno a la tierra amada, entendiendo que amar pasa por comprender y aceptar las virtudes y los defectos, lo positivo y lo negativo, el todo”

Les invito a adentrarse en el mundo de las letras inteligentes y brillantes de mi querida Lena Yau, quién pronto estará de visita en Venezuela.
¿Qué tiene de nuevo que contar, la mujer canalla?

La mujer canalla se mueve en círculos. Hace un viaje transversal por las ficciones que escribo pero no rompe la línea perimetral que recoge sus andanzas.

El personaje aparece en el poemario anterior y en otros trabajos inéditos.Se mueve en bares, está llena de fobias, se siente bien explorando ambientes decadentes, se piensa libre, se encabrita ante su editor y se rebela con éxito relativo a la mano que la escribe .

Cuenta de amores, de antiguos despechos, ama a un hombre en inmersión pero no se deja atrapar por él, se emborracha, habla en clave de bolero, se busca en el agua, en la ciudad, en la montaña, se sabe en tránsito perpetuo. Se siente escindida entre el desear a un príncipe que le regale flores que incluyan una coral de hormigas culonas y la necesidad de ser errante, de taconear sobre espaldas, de quiebre y fuga. De esos recorridos habla en este poemario.

¿Menos gastronomía y más de amores?

Hay gastronomía pero al bies, no de manera vertebral. Algunos poemas recogen sabores. La sal, las salinas y el salitre, tienen peso. El sabor de la piel de y en Caracas. El erotismo es también ingesta, gastronomía amatoria. El desamor pasa por lo devorado. El paisaje es un lugar al que la mujer canalla consume y por el que se deja consumir. La comida tiene muchas formas de presentarse. La ausencia es una de ellas.

¿Qué de canalla tiene Lena Yau?

lena-300p-30

Foto Emilio Kabchi

jajajaja ¡Nada! No soy interesante. La mujer canalla, sí. Si tengo algo de ella es la mano que la escribe. Pero no hay trazos autobiográficos en ella. Ella vive de noche, yo vivo de día. Su oficina es una barra, la mía queda en mi casa. Creo que lo único que compartimos es el miedo a los aviones.

¿Qué mar inspiró tanta agua hecha poemas?

El mar que me aleja y que me acerca. El mar que invade mis sueños. El mar de ida y vuelta de los que estuvieron antes de mí. El mar que no tengo en Madrid. El atlántico que me hace desear al caribe, el caribe que me hace desear al atlántico. El que calculo en brazadas para volver. El que me canta en Famara. El que me despide en Naiguatá. El mar que me hace niña en Chichiriviche de la costa. El mar en abismo de Pedro Barba en La Graciosa. El mar adolescente de Bahía de Cata, de La Cienega, de Choroní. Hay tantas formas de mar. Y tantas formas de volver como mares. El (a)mar.

Me llaman la atención los títulos de cada poema. ¿Nacen antes o después de escribir el texto?

Antes, durante, después. No siempre tienen título. Hay frases que piden un poema. Ráfagas que atrapa el oído. “Yo también vi un perro en Hendaya”, es una. Fue algo que pensé mirando el mar. “En listones com Leufert” cerró al poema: el texto pidió su título. Hay palabras que demandan escritura: Medrosía. Hay palabras en las que intento homenajes: Chinija. El poemario nace de una frase regalada: Caracas Ampliada.

La mujer canalla  dedica varios poemas en este libro ¿Amores y desamores?

No. Los poemas los dedico yo, la autora desvestida del papel de amanuense de la mujer canalla. Los dedico a afectos, amigos, compañeros de letras. Los amores y desamores son de la canalla. Su modus vivendi es el barranco infinito, la caída libre, un despeñarse.

¿Qué de añoranza por la tierra hay en este nuevo trabajo?

Toda. La añoranza es búsqueda. Siempre digo que estoy en suspensión. Di un salto y me quedé en el aire. No sé dónde es el allá o el aquí. Vivo en ese mareo, en ese amar móvil, en un bilingüismo dentro de la lengua materna, en relojes disparados, en prefijos confundidos. Por eso me convierto en araña. Una araña que es testigo de lo que la mujer canalla le cuenta a ese hombre en inmersión. A partir de ellos tejo una historia de horizontes, salinas y ventanas paralelas.

“Una falta de geografía” ¿El sentimiento de muchos que se van?

Y de los que se quedan.

Tenemos mucha falta de geografía.

Próximas presentaciones en Venezuela

lena-300p-19

Foto Emilio Kabchi

CARACAS:

23 de octubre 11 de la mañana en Librería Kalathos

Bautizo del poemario Lo que contó la mujer canalla. Presenta: Carmen Verde Arocha.

2 de noviembre a las 7 de la noche en Librería Lugar Común Altamira.Presentación de Lo que contó la mujer canalla. Presenta: Alfredo Herrera

3 de noviembre 5:00 pmTaller de literatura y gastronomía. En el secadero 5 de la Hacienda la Trinidad

PAMPATAR:

Viernes 28 de octubre 6 de la tarde en AMARanto Restaurante + Galeria Charla: El discurso gastronómico como espacio de resistencia.

Sábado 29 de octubre 11 de la mañana en AMARanto Restaurante + Galeria

Presentación del poemario Lo que contó la mujer canalla. Presenta: Antonio López Ortega.

Taller de literatura y gastronomía. En AMARanto Restaurante + Galeria de 2:00 a 6:00 de la tarde.

Twitter: @lenayau

Facebook: Lena Yau

Google +: lenayau@gmail.com

Blog: http://www.milorillas.blogspot.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s